Las 8 cosas más curiosas sobre la Mole Antonelliana

Las 8 cosas más curiosas sobre la Mole Antonelliana

La Mole Antonelliana es sin duda el edificio simbólico de la capital piamontesa. Ubicado en el centro histórico de la ciudad, en via Montebello, la Mole toma su nombre de su creador, el arquitecto Alessandro Antonelli. Hoy en día en su interior está el Museo Nacional de Cine de Turín, el único de su tipo en Italia.

La historia de la Mole Antonelliana es un poco problemática, y llena de hechos algo extraños. Existen numerosas curiosidades y misterios relacionados a este imponente edificio que caracteriza el skyline de la ciudad de Turín. Algunos son bastante conocidos y tienen evidencia histórica, otros son parte de la leyenda popular y muchos están relacionados con supersticiones e historias de magia y esoterismo (para el edificio simbólico en Turín no podría ser de otra manera).

 Aquí van las 8 cosas más curiosas que debes saber sobre la Mole Antonelliana:

1. La Mole Antonelliana no fue diseñada para ser un museo, sino una sinagoga. El edificio era de hecho el templo de la comunidad israelita de Turín. El plan original, aprobado por la comunidad judía, involucraba un edificio que apenas tenía 47 metros de altura. Las obras comenzaron en 1863, pero el plan original fue alterado por Antonelli, quien lo modificó llevando el edificio a una altura de 113 metros. Este cambio no agradó a la comunidad judía que había encargado el trabajo y que en 1869 por falta de fondos decidió cerrar el sitio de construcción cuando la construcción tenía unos 70 metros de altura.

2. La caída de los 47 metros de la aguja es sin duda uno de los eventos más impresionantes que ocurrieron en la Mole Antonelliana. Era el 23 de mayo de 1953 cuando estalló una tormenta tremenda en Turín. Hacia la noche, una especie de tornado llegó a la ciudad y a las 7:25 pm rompió la torre del edificio. La aguja fue reconstruida (esta vez fortificada con una armadura de metal cubierta de piedra) y terminada en 1960.

3. En la punta de la Mole no siempre ha habido una estrella tridimensional. En realidad, esta reemplazó a la estrella de cinco puntas que estaba en la parte superior de la construcción cuando la aguja se rompió en 1953. Sin embargo, esa estrella ya era un reemplazo. De hecho, en la cima de la Mole había un Genio Alado. El Genio cayó, probablemente alcanzado por un rayo, el 11 de agosto de 1904. La estatua, a pesar de sus tres quintales de peso, permaneció increíblemente equilibrada.

4. La Mole fue durante muchos años el edificio más alto de Europa. El 10 de abril de 1889, con la colocación del genio alado, la Mole alcanzó una altitud de 167,35 metros. Ningún otro edificio lo pasó hasta 1953, cuando debido al colapso de la aguja, la mole fue excedida en altura por el campanario de Ulm, en Alemania.

5. Para algunos, la Mole trae mala suerte. La leyenda dice que subir a la cima de la Mole trae mala suerte a los estudiantes universitarios. ¿La pena para los infractores? Ralentizar los estudios, y hasta no poder graduarse. ¿Alguien ha intentado alguna vez?

6. El Museo Nacional de Cine no es el único museo que se ha alojado dentro de la Mole Antonelliana. Mucho antes de que la semana del arte hiciera su aparición dentro del edificio, desde 1908 el Mole albergó el Museo del Resurgimiento, que fue transferido al Palazzo Carignano solo en 1938.

7. La obra maestra de Antonelli, sede del Museo del Cine de Turín, no podía dejar de aparecer en el séptimo arte. La Mole ha aparecido en más de una película. Entre ellas: “Porco Rosso” de Hayao Miyazaki, donde aparece Mole en el tema de cierre del largometraje; “After midnight”, de Davide Ferrario, filmado en gran parte dentro del edificio; “Los amigos” de Michelangelo Antonioni, donde, en los créditos iniciales, se puede ver su aguja rota.

8. Según algunas leyendas y creencias relacionadas con la magia blanca, el trabajo de Antonelli sería una antena enorme que canaliza toda la energía positiva proveniente del cielo y la tierra gracias a su base piramidal y su aguja muy alta.

Fuente: Wikipedia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top